Nuggets

0
0
0
s2smodern
powered by social2s

Receta de como cocinar Nuggets paso a paso y con muchas fotos.

Cuando acudimos a un local de comidas rápidas como Mc. Donalds, es probable que ordenemos unas Nuggets de Pollo pensando que son mucho más saludables y con menor contenido graso que las hamburguesas. De la misma forma, compramos en el supermercado la versión congelada, que está lista para pasar sin escalas a las sartenes de nuestras casas, siendo una especie de comodín ideal para resolver la comida de nuestros hijos en un par de minutos.

Esta modalidad se ha usado tan frecuentemente en mi país, que algunos niños se han hecho adictos y son renuentes a comer otra cosa que no sean "Patitas de Pollo" (así es su denominación comercial en Argentina).

¿Pero sabemos realmente lo que le estamos dando a nuestros hijos? En los EEUU se ha develado que a nivel industrial, los famosos Nuggets son el resultado de triturar enteros los pollos que por algún motivo de enfermedad o malformación, no se encuentran aptos para elaborar con elllos buenas pechugas, muslos o alitas. Así se muele todo de una vez: huesos, piel, vísceras etc., según lo revela el estadounidense Michael Kindt en su blog Early Onset of Night.

Y el proceso no queda ahí. Como la rosada masa que se obtiene está llena de bacterias, es lavada con amoníaco para matarlas. Después, para ocultar el desagradable sabor del compuesto químico, la pasta es saborizada y coloreada artificialmente.

La noticia causó tanto revuelo, que incluso el reconocido chef James Oliver, en su show televisivo Food Revolution transmitido por la cadena ABC, en un intento por alejar a los niños de esta comida, hizo la demostración de este proceso, aunque tuvo resultados bastante frustrantes. Nat Geo también transmitió un programa en el cual revelaba cómo se trituraban estos pollos "separados mecánicamente".

Con todo esto, no es mi intención desalentarlos para que dejen de consumir esta deliciosa comida, pero sí concientizarlos para que la hagan en sus casas con materiales nobles, o sea, con verdadera carne de pollo desgrasada y deshuesada.

Aquí les enseño la receta de este plato inventado en la década de 1950 por Robert C. Baker, un profesor de tecnología de los alimentos en la Universidad Cornell, que lo publicó como trabajo académico, sin patentarlo...

Ingredientes

Para el relleno:

Para el rebozado:

Preparación

Elegimos un pollo, en lo posible de campo.  Le quitamos la piel y separamos toda la carne del hueso. Para mayor comodidad, pueden obviar este paso comprando los filetes de pechuga deshuesados.

Cuando ya obtuvimos toda la carne del pollo, la cortamos en pequeños dados.

Colocamos de a poco los dados de carne en la procesadora y la accionamos por un par de segundos  hasta obtener una pasta.

Repetiremos  el proceso, tantas veces  como sea necesario hasta terminar con toda la carne. (Yo lo realicé en tres tandas). Luego vamos colocando la pasta resultante en un bowl.

Humedecemos las fetas de pan lactal con apenas un chorro de leche y las colocamos en la procesadora.

Accionamos la procesadora hasta que el pan se desintegre.

Sumamos el Pan a la pasta. También la Mostaza y el Queso Crema.

Agregamos una cucharada sopera  de sal a la preparación. Condimentamos con pimienta a gusto y apenas una pizca de comino.

Revolvemos bien hasta integrar todos los ingredientes.

Finalizamos, agregando unas gotas del jugo de medio limón al cual previamente le quitamos las semillas.

Armado de las Piezas:

Para armar las Nuggets sin enchastrarnos las manos y darles una forma bien definida, les voy a enseñar un pequeño truco..

Colocamos la pasta resultante sobre un papel film, el cual también utilizaremos para cubrirla por arriba.

Presionamos la pasta con la mano para nivelarla  y llevarla a un grosor aproximado de 8 o 9 milímetros.

Llevamos al frigorífico por aproximadamente 1 hora y cuarto. La idea es que quede una lámina dura pero no totalmente congelada.

Retiramos el film de arriba y con un cortante de repostería que tenga la forma que más nos guste comenzamos a perforar la masa para obtener las piezas.

Volvemos a juntar los retazos y estiramos nuevamente la masa para obtener más  nuggets. La pasta seguirá un poco dura por el frío, pero haciendo un poco de fuerza lo lograremos.

Una vez obtenidas la totalidad de las piezas, batimos un huevo con un chorro generoso de leche y le agregamos bastante sal.

Pasamos cada una de las piezas por el huevo batido y luego las rebozamos con el pan rallado.

... Y ya tenemos nuestras Nuggets listas para cocinar, fritas o al horno.

Cocción:

En este caso, opté por freírlas inmediatamente después de elaboradas. Ahora, en el caso que quieran congelarlas, para luego ir utilizándolas de a poco como las compradas, tienen dos opciones:

A. Sacarlas del freezer y esperar unos minutos hasta que se descongelen nuevamente antes de freírlas.

B. Precocer las piezas en agua hirviendo por un par de minutos y luego rebozarlas. Este paso adicional nos permitirá freír las Nuggets sin descongelarlas previamente, aventando el riesgo de que nos queden crudas por dentro.

Freímos las piezas de ambos lados. No se asusten si en determinado momento el aceite comienaza a crepitar más de la cuenta. Eso significa que alguna gota de agua que contiene la masa se ha mezclado con el aceite, provocando la reacción. Pero una vez que se evapore el agua acabará.

Una vez que estén bien doradas,  las retiramos de la sartén y la colocamos unos segundos en papel absorbente para retirar el aceite excedente.

Así nos quedará cocida la pasta por dentro...

Solo nos resta servir las Nuggets en un plato y disfrutarla. Quedan buenísmias acompañadas con  una salsa Ketchup mezclado con unas gotas de salsa Tabasco.

Fuente: Contacto con lo divino

0
0
0
s2smodern
powered by social2s