Patatas gajo al horno

0
0
0
s2smodern
powered by social2s

Receta de como cocinar patatas gajo al horno.

Las patatas gajo son esas patatas que se pusieron de moda en casi todos los restaurantes de comida rápida del país en los años 90. Una patata que también es llamada deluxe, cajún o especiadas, y cuya idea y condimento está inspirada en la tierra del jambalaya, al sur de EEUU. Su popularidad radica en que no son fritas y por tanto son algo más ligeras y saludables, y son patatas que compiten en este tipo de restaurantes con las patatas fritas clásicas que a mí personalmente me gustan más. Cierto que son otro registro diferente, nos parecen muy agradables y queríamos publicarlas. Nunca las habíamos hecho en casa y tras varias pruebas os traemos el resultado a ver si os gustan.

Veréis decenas de condimentos diferentes, nosotros nos quedamos con éste, aunque en un futuro igual cambiamos. El gran secreto de esta preparación es sin duda usar una buena patata para asar al horno, sobre el papel sería una patata que no posea mucho almidón y que quede íntegra, porque usar una patata con mucho almidón puede dar como resultado una patata asada con un sabor muy dulce como a boniato, y eso no gusta. No os podemos decir variedades, a veces hemos obtenido buenos resultados con monalisa y otras veces no, a veces malos con kennebec y a veces no. La bintje o soprano para asar no nos convencen del todo pero son válidas. Probad y nos contáis.

Por último escoger patatas medianas, los gajos salen más menudos y son mejores para el bocado.

Ingredientes

Preparación

Tan sencillo como mezclar todo lo que no sea la patata en un recipiente amplio.

Para cortar las patatas gajo, partimos la patata por la mitad, y luego sacamos los gajos partiendo la misma en varios trozos longitudinales.

La echamos dentro del recipiente y removemos con las manos para que se impregnen bien.

Las colocamos en la bandeja y pincelamos las mismas con el aceite sobrante del recipiente.

Al horno 35 minutos a 180 grados, posteriormente 10 minutos de grill.

No fallan.

Fuente: Carlos Dube

0
0
0
s2smodern
powered by social2s